DEVOCIONAL DIARIO

DEVOCIONAL DE HOY


Bueno es el SEÑOR para los que en Él ESPERAN, para el alma que lo busca. Bueno es esperar EN SILENCIO la salvación del Señor. Lamentaciones 3:25-26


Qué difícil es esperar, cuando una enfermedad postra, cuando la alacena está vacía, las pérdidas y deudas abruman, la necesidad apremia, cuando la traición, la decepción o el luto deprimen. Cuando el panorama en el mundo es sombrío, el peligro y el temor nos paralizan. Cuando sentimos que no tenemos fuerzas y que las aflicciones nos quieren derribar y aplastar.


"El SEÑOR es BUENO con los que esperan en ÉL". No con los incrédulos no con los que esperan en el hombre, porque el médico puede hacer todo lo posible, pero la vida depende de Dios; los amigos y familiares pueden incumplir, pero ninguno de los que espera en el SEÑOR, (Nunca, jamás) será avergonzado. Salmo 25:3 La Palabra de Dios es un cimiento firme para el alma que espera en ÉL, porque es fiel a Sus promesas: Él dijo, ¿y no lo hará? Habló, ¿y no lo cumplirá? Núm.23:19


Si esperar en Dios es adorarle, el esperar en el hombre es idolatría; si el esperar solamente en Dios es verdadera fe, el asociar la confianza en el poder humano con Él es una incredulidad audaz. -C.H.S


Bueno es el SEÑOR para con el alma que lo busca y coloca en primer lugar, lo busca con toda su mente y corazón, lo busca en oración y súplicas. Con estas almas Dios es bueno y los recompensa con Su gracia, con Su poder, les renueva las fuerzas para enfrentar las dificultades y como las águilas son remontados sobre ellas a la presencia del SEÑOR, donde reciben consuelo, gozo y son recreados con abundancia de paz y de verdad. Salmo 37:11 Los que buscan al SEÑOR, aunque estén rodeados de problemas y cambios. que ocurren en este mundo, pese a que bajo el cielo no hay nada seguro ni estable, pero Dios los preserva y proteg bajo sus alas, Él es un refugio seguro.


"Bueno es esperar EN SILENCIO la salvación del SEÑOR": El silencio implica estar sometido tranquilamente a la voluntad de Dios, rendido a los designios de la Divina Providencia, sin ansiedad y preocupación. Guarda silencio ante SEÑOR , y espera en Él. Salmo 37:7. Soporta pacientemente en silencio, no te quejes, no comentes tus angustias y aflicciones. El que habla mucho de sus tribulaciones al hombre puede caer en el error de hablar poco de ellas a Dios. Por otra parte, el que ha experimentado con frecuencia el alivio bendito que fluye de la conversación silenciosa con el Eterno, pierde el deseo de hablar con los demás. No cedas en la prueba ni desmayes, espera que Dios te librará en cualquier momento." -Augustus F."


En tiempos de dificultad ESPERA, Dios siempre responde si estamos en Él y Él en nosotros, pedimos lo que queremos y se nos concede. De la misma manera que un temblor produce un alud, la Oración pone en movimiento el poder de Dios. Descansa en el SEÑOR sea cual sea la dificultad. Él es tu Roca, y las rocas no tiemblan. Él es tu Torre Fuerte y alta, y una torre alta no se inunda. Necesitas misericordia y Él es misericordioso. ¡No te dejes dominar por el pánico! Alma mía, espera en silencio solamente en Dios, pues de Él viene mi esperanza. Salmo 62:5"-L.B. Cowman

Devocionales compartidos por www.ministeriorestitucion.org


PARA TU BENDICIÓN, RECIBE EL PAN ESPIRITUAL DIARIO EN ESTE SITIO WEB:

ARCHIVO  DEVOCIONALES